Legislación de casas de madera, ¿qué legislación las rige?

Legislación de casas de madera sin base de obra.

Es interesante conocer la legislación de casas de madera , saber que leyes o normativas rigen su instalación.

En los últimos años se está aumentando exponencialmente el número de casas de madera.

Legislación de casas de madera Modelo Laurel de Casas Carbonell

Ademas hay que saber que las casas de madera prefabricadas una vez que están ancladas al suelo por obra pasan a ser consideradas bienes inmuebles. Por lo que están sometidas a la legislación urbanística común, además una vez instalada pueden ser inscritas en el Registro de la Propiedad.

No hay que caer en la falsa creencia de que al tratarse de casas de madera o prefabricadas no tienen por qué ceñirse a las licencias urbanísticas.

Las construcciones de casas de madera, como las de cualquier otro bien inmueble,  se rigen por la “La Ley de Ordenación de la Edificación”. También conocida por sus siglas “LOE”, que es la legislación sobre edificación vigente en España desde 1999. La ley trata los aspectos básicos en el proceso de la edificación. Determina los ámbitos de aplicación, las competencias y las obligaciones de los agentes de la edificación.

 También se debe de tener en cuenta el “Código Técnico de la Edificación (CTE)”.

Que hace referencia al conjunto principal de normativas que regulan la construcción de edificios en España desde 2006, en él se establecen los requisitos básicos de seguridad y habitabilidad de las construcciones.

Y por último, también habrá que cumplir con las normas básicas de la edificación (NBE). Que versan sobre defender la seguridad de las personas. Estableciendo las restantes condiciones mínimas para atender las exigencias humanas y proteger la economía de la sociedad.

Pero también hay que saber que si las casas de madera prefabricadas no están ancladas por obra al suelo. Son consideradas un bien mueble, son casas móviles. Pueden separarse del suelo ya sea para desmontarse o para cambiar su emplazamiento.

Deben de cumplir con las normas básicas de la edificación (NBE), y deben de respetar la normativa del suelo en el que se instalen.

En los ayuntamientos, los técnicos o políticos aplican la legislación de casas de madera y casas prefabricadas según su propio parecer o conveniencia. Lo que impide que haya un consenso común sobre este tema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *